Inicio » Igualdad De Género » Guía Trato Adecuado

Guía Trato Adecuado

 

Con esta Guía, CERMI CV quiere darte una serie de recomendaciones, siguiendo protocolos de atención, adecuados a la mujer o niña con cualquier tipo de discapacidad, para poder así mejorar la calidad de la comunicación y la relación entre el equipo profesional de los Centros de Atención a la mujer y niña con discapacidad que precise de estos servicios.

discapacidad
circulo2

Pautas Generales

Dirígete siempre a la persona, independientemente de su discapacidad, salvo que sea evidente, o la persona profesional tenga duda de que la persona pueda llegar a entenderle, entonces deberá dirigirse a la persona que lo acompaña.

Sé respetuoso/a y cortés, al igual que serías con cualquier otra persona.

Emplea el tiempo que sea necesario en la comunicación y la atención a la persona, con la tranquilidad y la paciencia necesaria para garantizar su autonomía.

Pregúntale cuáles son sus necesidades y si necesita algún tipo de ayuda o adaptación, que sea la persona quién decida.

Asegúrate que entiende el mensaje.

Utiliza el sentido común y sé flexible ante las peticiones que te haga la persona, en el trato y la comunicación, independientemente de los protocolos sanitarios establecidos.

No olvides que las personas con discapacidad son personas con capacidad de decisión, de opinión y conocen mejor que tú cuáles son sus necesidades de atención, respétalas.

DIFERENTES SECCIONES DEL PROTOCOLO DE ATENCIÓN A MUJERES Y NIÑAS

PARÁLISIS CEREBRAL

La parálisis cerebral describe un grupo de trastornos originados por una lesión en el cerebro que afecta a nivel físico al desarrollo del movimiento y la postura de la persona, limitando la actividad, y que puede ir acompañada de una discapacidad sensorial o intelectual. Resulta conveniente apuntar que hay distintos tipos de parálisis cerebral, y puede afectar en distinto grado a cada persona.

DISCAPACIDAD ORGÁNICA

La discapacidad orgánica es un tipo de discapacidad física que puede pasar inadvertida al no ser visible en numerosas ocasiones. Se refiere a personas trasplantadas, con diabetes, cardiopatías, fibromialgia o fibrosis quística, entre otras. En general, personas con afectaciones en sus aparatos respiratorio, cardiovascular, digestivo, genitourinario, sistema endocrino-metabólico y sistema inmunitario se incluyen en esta categoría.

DISCAPACIDAD AUDITIVA

Las mujeres y niñas sordas no responden a un único patrón comunicativo, por tanto, hay que respetar la heterogeneidad existente entre la población con sordera y contemplar la diversidad en todas las iniciativas que se adopten en favor de las personas con discapacidad auditiva. Cuando utilizan lengua oral como vía de comunicación, pueden entablar una conversación con su interlocutor/a de manera eficaz, no obstante, necesitarán ciertas estrategias y apoyos que le facilitarán la accesibilidad a la información, y mejorarán la relación del profesional del Centro de Atención-Mujer y niña con discapacidad víctima de violencia de género.

CEGUERA O DE BAJA VISIÓN

Prueba un día a cerrar los ojos e intenta moverte por el mundo. Comprobarás la importancia que adquieren los sonidos, las palabras, los gestos. Descubrirás que hay muchas formas de ver las cosas No todas las personas con discapacidad visual acceden de la misma forma a la información. Según su resto visual, sus habilidades precisarán Braille, textos impresos en tinta, herramientas informáticas, etc. y cada uno adaptado a sus necesidades.

TRASTORNO DEL ESPECTRO DEL AUTISMO (TEA)

La estadística nos indica que existe una proporción 1 mujer a 4 en varones diagnosticado. Los espectros están planteando que muchas mujeres levemente afectadas no han sido diagnosticadas, siendo el motivo que las mujeres han sufrido durante el tiempo mayor discriminación, se les da menos importancia social. El Trastorno del Espectro Autista (en adelante TEA), es un trastorno del desarrollo que aparece típicamente en los tres primeros años de edad, en diversos grados e incapacita de por vida a quien lo presenta. Es el resultado de un desorden neurológico que afecta al funcionamiento del cerebro, dando lugar a dificultades en la comunicación e interacción social, así como en la flexibilidad del pensamiento y de la conducta de la persona que lo presenta (Estrategia Española en TEA, 2015). A nivel comunicativo más del 50% no habla, ni lo compensa intencionalmente con la mirada, expresiones faciales o gestos y quienes hablan suelen hacerlo de forma literal, sin matices, repitiendo palabras o frases, pero ignorando a su interlocutor/a.

DISCAPACIDAD INTELECTUAL

La discapacidad intelectual supone una serie de limitaciones en las habilidades que la persona aprende para funcionar en su vida diaria. Este tipo de discapacidad se expresa en la relación con el entorno y por ello depende tanto de la propia persona como de las barreras u obstáculos que tiene alrededor. Si logramos un entorno más fácil y accesible las personas con discapacidad intelectual tendrán menos dificultades y su autonomía será mayor. La discapacidad intelectual no es una enfermedad mental. Las personas con discapacidad intelectual son ciudadanas de pleno derecho, cada una de ellas tiene sus capacidades, gustos, sueños, necesidades y particularidades como cualquier persona.

DISCAPACIDAD FÍSICA. MOVILIDAD REDUCIDA

Una de las características importantes de las barreras arquitectónicas es que sólo se aprecian cuando tienes un problema físico. Cualquier accidente, la edad, una enfermedad nos puede llevar a descubrir un mundo repleto de limitaciones.

SORDOCEGUERA

La sordoceguera es una discapacidad que resulta de la combinación de dos deficiencias sensoriales (visual y auditiva), que genera en las mujeres y niñas que la padecen problemas de comunicación únicos y necesidades especiales derivadas de la dificultad para percibir de manera global, conocer y, por tanto, interesarse y desenvolverse en su entorno. Tratándose de un colectivo muy heterogéneo, las barreras con las que se encuentran las personas Sordociegas son las mismas, y están relacionadas con la movilidad, el acceso a la información y, muy especialmente, la comunicación. 

circulo3

PROBLEMAS DE SALUD MENTAL

Definimos un problema de salud mental como una alteración puntual (no permanente) de tipo emocional, cognitivo y/o del comportamiento, en que quedan afectados procesos psicológicos básicos como son la emoción, la motivación, la cognición, la conciencia, la conducta, la percepción, el aprendizaje y el lenguaje. Todo esto dificulta la adaptación de la persona al entorno cultural y social en el que vive y crea de alguna forma malestar subjetivo. Las causas suelen ser una combinación de factores genéticos, del entorno social y de experiencias vividas. No hay que olvidar que, como cualquier otra enfermedad, tiene tratamiento y que todos tenemos probabilidades de tener un problema de salud mental. Según la OMS, una de cada cuatro personas sufrirá un problema de salud mental a lo largo de su vida.

DISCAPACIDAD COGNITIVA POR DAÑO CEREBRAL ADQUIRIDO.

Una persona con discapacidad cognitiva por daño cerebral adquirido (DCA) y/o otras enfermedades de origen neurológico, es aquella que sufre de manera repentina, en cualquier momento de su vida, una lesión cerebral de cualquier origen (traumático, cerebro-vascular, tumor, infección o
anoxia), y como consecuencia de ello presenta un déficit prolongado, permanente o temporal, de tipo físico, psíquico, cognitivo, conductual o sensorial que condiciona una reducción en su capacidad funcional y calidad de vida previas. Estos déficits pueden aparecer conjuntamente y generar una discapacidad múltiple. De entre todos ellos el cognitivo es uno de los que genera mayores problemas de comunicación.

Explora el documento completo

Para ver más información y Recomendaciones

Serie de Vídeos

 

Trato adecuado a mujeres y niñas con discapacidad